Ánodos Suzuki

Ánodos Yamaha

Ánodos Selva

Ánodos Mercury

¿Para qué sirven los ánodos?

Los ánodos sirven para proteger al fueraborda y todos sus elementos de la corrosión electrolítica. Ningún elemento del motor escapa a este riesgo (hélicepala de timón o eje).

La electrólisis provoca un deterioro de los metales debido a la corriente eléctrica que se genera entre distintos elementos metálicos con potencial diferente. Los ánodos tienen un menor potencial para que sufra el degradado en favor de las piezas metálicas más importantes del fueraborda.